•  SP header 
  •  

    Resolución de litigios: Tender puentes en un mundo nuevo

     

     
     
    © Centro de Comercio Internacional, Forum de Comercio Internacional - No. 4/2004

    Mujeres en la vanguardia del arbitraje: En los últimos diez años, ha aumentado el número de administradoras de instituciones de arbitraje. En la foto, las directoras de centros de arbitraje de Costa Rica, Palestina, Ginebra (Suiza), Bolivia, Mongolia y Serbia, en el simposio organizado por el CCI en Chamonix.Foto: CCI

    La competencia entraña conflictos, pero los tribunales de comercio no suelen ser el mejor medio para resolverlos. Los juicios pueden ser caros, prolongados y, a veces, embarazosamente públicos. Esto explica el auge de los centros de mediación y arbitraje. El CCI cree que, actuando como catalizador y enlace, puede ayudar a estos centros a colaborar entre sí.

    La demanda de servicios de mediación y arbitraje comerciales en los países en desarrollo y en transición es mucho más importante de lo que podría sugerir un análisis superficial. Por ejemplo:

    • Croacia, con cerca de 4 millones de habitantes, tiene un volumen de entre 2 y 3 millones de pleitos pendientes desde la guerra en ex-Yugoslavia.
    • La industria textil de Camboya, principal exportador nacional, ha sido paralizada repetidamente por huelgas y conflictos laborales, mientras que el país se esfuerza por consolidar su economía de mercado.
    • La Comisión de Conciliación, Mediación y Arbitraje de Sudáfrica (CCMA) gestiona un promedio de 509 solicitudes por día hábil.
    Otro ejemplo de la evolución del mundo comercial es el número creciente de litigios entre los deportistas, hombres y mujeres, y los clubes, organizadores de eventos y entidades de gestión, conforme avanza la profesionalización de esta actividad.

    Para los litigios internacionales importantes y las grandes empresas existe la Cámara de Comercio Internacional (CCI), con sede en París, y la normativa mundial de su Tribunal Internacional de Arbitraje. La ley modelo sobre arbitraje comercial preparada por la Comisión de las Naciones Unidas para el Derecho Mercantil Internacional (CNUDMI), de fundación más reciente, ha servido de base para las leyes nacionales de más de 40 países. Las instituciones de arbitraje comercial tienen hoy su propia federación internacional (IFCAI) y un Consejo Internacional para el Arbitraje Comercial (ICCA), con miembros en 31 países.



    Cómo reducir las tensiones en caso de controversia: Los servicios del Centro Regional de Arbitraje de Kuala Lumpur incluyen espacios de reunión, un salón de café y una biblioteca jurídica. (Foto: Centro Regional de Arbitraje de Kuala Lumpur)

    El reto: superar las controversias

    La difícil tarea planteada consiste en dotarse de medios para resolver las reclamaciones de menor cuantía en las economías en desarrollo y en transición, con la misma eficacia que la CCI trata los litigios más importantes. Los laudos arbitrales extranjeros son reconocidos por 130 países. Pero las normas arbitrales internacionales son a menudo inadecuadas para resolver los casos de una cuantía inferior a US$ 100.000.

    En muchos países industrializados, la práctica del arbitraje sigue basada en el procedimiento judicial del debate contradictorio, generalmente entre los abogados de las partes. Pero este método puede resultar chocante para una sociedad que dé prioridad a la solución de controversias por medio del consenso. También puede ser más complejo de lo que una pequeña empresa puede afrontar. En los litigios deportivos, la decisión tiene que tomarse casi siempre en apenas un día para ser eficaz.

    "¿Pueden las técnicas de arbitraje y mediación ser alternativas realistas a la vía judicial para las pequeñas y medianas empresas (PYME) en las economías en desarrollo? Sí, pero sin imitar el método contradictorio o el principio de la defensa en que se basa la resolución judicial de las controversias", explica Jean-François Bourque, Asesor Jurídico Principal del CCI. "Los nuevos enfoques, que están ganando progresivamente terreno en los procedimientos de arbitraje comercial, suelen describirse como la solución 'menos mala', Pero no ofrecen una verdadera reparación."

    El Sr. Bourque se incorporó al CCI después de trabajar como directivo en el Centro Internacional de Peritaje y asesor especial, y de varios años de docencia universitaria en África.

    Los proyectos del CCI sobre los aspectos jurídicos del comercio son financiados por el Gobierno francés.

    Una "primicia" para las economías en desarrollo y en transición

    Gracias al CCI, en septiembre de 2004, más de 60 directores de centros de arbitraje, mediación y conciliación de 50 países en desarrollo y desarrollados se reunieron por primera vez en un simposio para analizar la forma de incrementar sus servicios.

    Esta reunión, celebrada en Chamonix (Francia), examinó en particular las dificultades administrativas y operativas inherentes al funcionamiento de los centros de arbitraje. En los de reciente creación, la falta de personal especializado y de expertos es una preocupación urgente. "Los sistemas oficiosos de resolución alternativa de controversias están muy arraigados en la comunidad, pero carecen de profesionales con una formación específica, tanto subalternos como superiores", dice Lubnah Katbeh, del Centro de Resolución de Conflictos Comerciales de Tahkeem, en Palestina.

    Unir y promover

    Para sobrevivir, los centros deben asegurar su propia capacitación, además de prestar servicios de arbitraje o mediación. El CCI cree que puede actuar como agente catalizador y puente para que los centros intercambien experiencias y apoyo técnico.

    Como resultado de esta reunión, el CCI está ayudando a los centros a crear una red abierta que encauce la asistencia técnica entre ellos, tanto Sur-Sur como Norte-Sur. Según Sue King, responsable nacional del registro de la CCMA de Sudáfrica, "nuestra Comisión estaría encantada de prestar asistencia a los nuevos centros de mediación y arbitraje, sobre todo en forma de asesoramiento técnico e intercambio de experiencias". La CCMA tiene un rico acervo, ya que ha resuelto unos 340.000 casos desde enero de 2000. 

    "Las ventajas de este nuevo enfoque son evidentes", observa el Sr. Bourque. "Por ejemplo, un litigio internacional a propósito de una planta desalinizadora construida por un empresario europeo en el Golfo se resolvió en 20 días en vez de los 2.000 que demora habitualmente un proceso judicial, el que comprende un peritaje de las instalaciones."

    El simposio también tuvo resultados inmediatos. Varios centros de arbitraje han decidido estudiar la creación de servicios de conciliación y mediación, junto a los actuales servicios de arbitraje. Debbie-Trin Nappits, abogado ante el Tribunal de Arbitraje de la Cámara de Comercio e Industria de Estonia, dice al respecto: "Desde que participé en el simposio, leo todo cuanto puedo sobre la mediación y trato de encontrar posibilidades de aplicarla en Estonia. Es fascinante. He hablado con algunos jueces y en principio respaldan la idea. Por ende, es posible que también tengamos un centro de mediación en Estonia..."

    Un cambio sorprendente

    En la reunión de Chamonix, los administradores de estos centros comprendieron que se está produciendo un cambio radical, ya que los métodos contradictorios están dejando lugar a la conciliación. "Esto resulta a menudo sorprendente desde una perspectiva occidental", dice el Sr. Bourque. "Pero en China, que practica el arbitraje internacional, cerca del 30% de los casos se resuelven mediante la conciliación, en vez del arbitraje."

    Los métodos no contradictorios de solución de controversias pueden ser muy beneficiosos. Por ejemplo, un centro de arbitraje de conflictos laborales en el sector textil de Camboya ha contribuido a reducir el número de huelgas a casi la mitad.

    ¿Qué implica esto para las PYME exportadoras en las economía en desarrollo o en transición? "Para la mayoría de las empresas, aceptar el arbitraje de las controversias es hoy una condición absoluta si quieren operar en los mercados internacionales", precisa el Sr. Bourque. "De lo contrario, es probable que no consigan el contrato si son proveedores o que tengan que pagar precios considerablemente más altos si son clientes. Mauricio es uno de los muchos países que exigen la aceptación de las normas de arbitraje internacional a los inversores extranjeros que desean operar en el país."

    Demostrar capacidad

    En este nuevo contexto mundial, los directores de los centros necesitan mucho más que competencias jurídicas. "El director es el rostro público del centro", dice Marcela Filloy, del Centro de Conciliación y Arbitraje de la Cámara de Comercio de Costa Rica. "Es esencial designar a alguien que, además de dominar los aspectos jurídicos, sea capaz de mantener buenas relaciones con el personal y con las autoridades judiciales."

    Los nuevos centros también tienen que dar pruebas de su capacidad frente a los actores tradicionales. "Hubo que convencer a los jueces y abogados de que no pretendíamos competir con ellos, sino que, por el contrario, los magistrados pueden desempeñarse también como árbitros", explica Babacar Diouf, del Centro de Arbitraje y Mediación de Dakar, creado hace cinco años en Senegal. Mark Appel, de la Asociación de Arbitraje de Estados Unidos, considera que los centros "tienen que cooperar con los legisladores, crear lazos con los tribunales y proponer sus servicios al sistema judicial".

    Métodos creativos  

    "El simposio del CCI sobre Fortalecimiento de los Servicios de Arbitraje y Mediación Comercial se está convirtiendo en un punto focal para la innovación y sistematización en el campo de la gestión de la resolución de controversias", observa el Sr. Bourque. "Hay que destacar los aspectos creativos y operacionales de los servicios de resolución de controversias en diversos ámbitos (ventas, servicios para el consumidor, conflictos laborales, deportes, nombres de dominio, etc.).

    El porcentaje considerable de mujeres que dirigen centros de mediación y arbitraje fue una sorpresa para muchos de los asistentes a la reunión", añade. "Su éxito obedece tal vez a que han aportado una perspectiva diferente a la resolución de controversias. También muestra que nuestra metodología es acertada."

    Los centros de resolución de controversias se están multiplicando. En Argentina se han creado 24. Suiza está usando el mismo sistema. "Se necesitan cientos de administradores, que hay que formar y que afrontan problemas comunes", indica el Sr. Bourque. "El CCI está creando una base de apoyo para la cooperación y la creatividad de los administradores de estas nuevas entidades."



    Cuando hay una controversia entre empresas...

    ...puede ser útil buscar un arreglo con procedimientos alternativos:
    • El arbitraje y la conciliación pueden reducir hasta en un 90% el tiempo de negociación de un acuerdo.
    • La resolución de controversias ha reducido a la mitad el número de huelgas en la industria textil, sector de exportación vital para Camboya.
    • Aceptar el arbitraje es quizás el precio para conseguir contratos en la economía globalizada.
    • En muchos países de Asia, los procesos judiciales contradictorios se consideran contrarios al principio cultural de la armonía, y se prefiere la conciliación.


    Texto de Peter Hulm