•  SP header 
  •  

    Palabras del nuevo Director General de la OMC

     

     
     
    © Centro de Comercio Internacional, Forum de Comercio Internacional - No. 3/2002

    Dr. Supachai Panitchpakdi, nuevo Director General de la Organización Mundial del Comercio.

    Alocución ante el Foro Ejecutivo del CCI sobre Estrategias Nacionales de Exportación.

    Nos encontramos en medio de una negociación comercial mundial sin precedente: el Programa de Doha para el Desarrollo. Es agradable disponer de acuerdos comerciales, pero éstos deben ser aplicables y pragmáticos. Cada país tiene que lograr la participación de los sectores público y privado, y éstos deben estar preparados para utilizar los acuerdos comerciales. Dicha cooperación será aún más necesaria en el futuro debido a la complejidad de los acuerdos.

    Los países necesitan asistencia técnica de todo tipo para que los acuerdos comerciales sean "utilizables". El CCI se ha esforzado por integrar al sector privado en todas las actividades relativas al comercio, ayudando a los gobiernos a crear sinergias entre los sectores público y privado. Una buena cooperación entre ambos es esencial para el éxito de las estrategias comerciales, y será aún más indispensable en el futuro. Doy mi pleno respaldo al CCI, cuyos programas se caracterizan por su alta calidad y viabilidad.

    Una meta importante del Foro Ejecutivo es que ustedes tengan la capacidad para elaborar sus propias estrategias. Personalmente, considero que este Foro es una real necesidad, por cuatro motivos.

    Incertidumbre

    El primero se refiere a la situación económica mundial. En su informe Perspectivas de la economía mundial, el Fondo Monetario Internacional indica que el mundo seguirá lleno de incertidumbres: el mercado de valores no tendrá los resultados de los años 90; el crecimiento de algunas de las principales economías del mundo será mínimo; los cambios estructurales demorarán en generar un crecimiento sostenible, y abundarán las sorpresas y riesgos geopolíticos.

    Debemos resistir a toda tentativa de regresión proteccionista. Debemos conciliar nuestras diferencias y resolver nuestros desacuerdos de la forma más pacífica posible, para que el comercio pueda prosperar.

    Programa de Doha para el Desarrollo

    El segundo motivo se refiere al Programa de Doha para el Desarrollo. Éste comprende nuevos temas y otros ya conocidos, que suscitan más o menos controversia. Uno de ellos es la cuestión de los servicios. Aunque el debate no es nuevo, por primera vez estamos abordando seriamente el tema de los servicios.

    ¿Por qué es importante determinar una estrategia para el sector de los servicios? Porque su tasa de crecimiento ha sido superior a la del sector de bienes, tanto en producción como en comercialización. Según estimaciones del Banco Mundial, si se reducen en 50% los obstáculos en el sector servicios se obtendrían cinco veces más beneficios que al reducir las barreras en el sector de los bienes. En los países adelantados, los servicios representan más del 70% del producto interior bruto (PIB). Pero incluso en los países en desarrollo esa proporción llega al 40% o 50%, y sigue creciendo. El sector servicios podría ser el puntal del crecimiento.

    Colaboración público-privada

    En tercer lugar, los negociadores comerciales necesitan recibir del sector privado una información que les permita analizar las consecuencias de los tratos que aceptan sus gobiernos. De ahí que sea útil contar con la participación del sector privado desde un comienzo. Comprender las reglas e informarse es esencial para negociar condiciones favorables, congruentes con las estrategias nacionales.

    Coordinación a todo nivel

    En cuarto lugar, si queremos generalizar la integración del comercio en la planificación económica y servirnos del comercio como un instrumento de desarrollo, necesitamos coordinación, tanto entre organismos como entre países. La OMC, el CCI y la UNCTAD deberían trabajar siempre unidos.

    El Dr. Supachai Panitchpakdi es Director General de la OMC. Este artículo se basa en sus observaciones ante el Foro Ejecutivo sobre Estrategias Nacionales de Exportación (25-28 de septiembre de 2002).