•  SP header 
  •  

    Cuero africano : Al encuentro de los mercados mundiales

     

     
     
    © Centro de Comercio Internacional, Forum de Comercio Internacional - No. 4/2004

    El diseño africano del cuero se moviliza para aprovechar el auge anunciado de la demanda mundial.Foto: SIC SA

    El cuero y sus derivados son uno de los productos básicos más comercializados en el mundo, y se prevé que su facturación anual - superior a US$ 60.000 millones - seguirá creciendo. En África, el sector tiene un enorme potencial pero adolece de un gran desequilibrio entre los recursos y la producción. El programa de fomento del CCI ha logrado revitalizarlo.

    El comercio de cueros y pieles y de artículos de cuero curtido semielaborados es un negocio lucrativo, sobre todo para algunos países en desarrollo. Allí, el dinamismo del sector le ha permitido elevarse en la cadena de valor añadido y afirmar sus posiciones de mercado, hasta conquistar el 45% del comercio mundial de las manufacturas de cuero. Muchos países han aumentado considerablemente sus partes de mercado con respecto a algunos países desarrollados.

    Sin embargo, los avances de África han sido modestos. De hecho, las importaciones procedentes de otros países en desarrollo representan cerca del 73% del mercado local del calzado  de cuero. En cambio, el cuero y los productos de cuero sólo constituyen menos del 4% del total de las exportaciones. Las estadísticas son explícitas: los países africanos poseen el 15% del ganado vacuno del mundo y el 25% del ganado ovino y caprino, pero producen el 14,9% de los cueros y pieles, el 8% de los cueros de bovinos y el 14% de los cueros de ovinos y caprinos.

    Aunque el cuero es uno de los principales productos de exportación de varios países africanos, sus exportaciones de cueros y pieles han caído en los últimos años, hasta situarse por debajo del 4%, y su capacidad de curtido ha pasado de 9,2% a 6,8%. Al mismo tiempo, la población de ganado ha crecido en cerca de 25% en la última década, muy por encima de la tasa mundial.

    Para abordar las dificultades reflejadas en estos datos, el CCI, con apoyo financiero de los Países Bajos, inició en 1997 el Programa Integrado de Desarrollo de las Exportaciones del Sector del Cuero. Aprovechar las oportunidades del mercado mundial es esencial para el cuero africano. Las importantes medidas tomadas en los últimos siete años son la base de la cooperación intra-africana.

    Un desequilibrio peligroso

    El cuero es una de las principales exportaciones para muchos países africanos. Pero el marcado desequilibrio entre los recursos disponibles y la producción es también un signo del potencial de esta industria. De ahí que sea determinante reducir dicho desequilibrio en un sector de importancia estratégica para el desarrollo económico e industrial de la región. El fomento de las exportaciones aportará beneficios a todo el continente. Dado que el cuero es un producto derivado de la industria cárnica, la cadena de abastecimiento comienza con la ganadería, actividad vital para muchas comunidades rurales.

    El desarrollo del sector del cuero podría contribuir a reducir la pobreza en las zonas rurales. Gran utilizadora de mano de obra, esta industria es una importante fuente de empleo en todos los eslabones de la cadena continental de abastecimiento. Habida cuenta del alto grado de integración vertical de esta cadena, África puede actuar a la vez como fuente de materias primas y como exportador de productos terminados.

    El informe Un plan para el sector africano del cuero fue encargado por la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial y preparado conjuntamente por el CCI, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación y el Fondo Común para los Productos Básicos tras la reunión "Meet in Africa 2002", que congregó en Túnez a 25 expertos africanos. En él se evalúa el potencial del cuero africano y se formulan recomendaciones para los actores de la cadena de abastecimiento (gobiernos, sector privado y organizaciones internacionales). En particular, se reconocen varios indicadores positivos que constituyen una base sólida para buscar soluciones rentables y eficaces:
    • Se han creado instituciones para introducir y reforzar normas y criterios de calidad.
    • Se han creado bases de datos para el sector.
    • Se han armonizado las normas nacionales en varios países, lo que ha facilitado las transacciones y reducido enormemente los costos.
    • Se han diseñado estrategias de promoción comercial y se han creado instituciones de apoyo; aún falta reforzar su coordinación.

    Problemas de la cadena de abastecimiento

    Estas cadenas, regidas a menudo por los compradores, pueden abarcar varios países y regiones, en función de las redes mundiales de producción creadas por los agentes de comercialización y fabricación. Para penetrar en nuevos mercados, el sector debe integrarse a nivel nacional, subregional y regional, lo que en la práctica es difícil. Cada eslabón de la cadena de abastecimiento - desde la recolección de cueros y pieles hasta la fabricación de cuero elaborado y artículos de cuero en curtiembres y talleres, y su comercialización - exige políticas, competencias humanas y sistemas de apoyo específicos.

    Los expertos que participaron en Meet in Africa 2002 identificaron diversos obstáculos:
    • Calidad insuficiente de los cueros y pieles.
    • Infraestructura de carreteras, energía y telecomunicaciones deficiente y en deterioro, lo que afecta a toda la cadena de abastecimiento.
    • Falta de inversiones extranjeras.
    • Baja productividad laboral, gestión ineficaz y servicios de formación obsoletos.
    • Niveles insuficientes de avance tecnológico, productividad y calidad del trabajo.
    • Acceso limitado o inexistente a fuentes de financiación seguras y de bajo costo.
    • Protección medioambiental insuficiente.
    • Carencia de información, competencias y control en materia de mercadotecnia. Los problemas, restricciones, obstáculos y soluciones están interrelacionados y, por ende, exigen un enfoque integrado.

    La formación de alianzas galvaniza el sector

    Entre los principales obstáculos a la integración figuraba la falta de mecanismos de cooperación regional para el sector, de contactos entre las empresas y las instituciones de apoyo, y de visibilidad internacional del sector. A juicio del CCI, para sortear estos escollos era indispensable coordinar los esfuerzos de todos los interesados.

    El programa de 1997 reunió a los distintos actores en un marco que se había desarrollado al calor de varias ferias comerciales de gran éxito, organizadas por el CCI y sus asociados africanos. De ese proceso nació también la única organización representativa del sector en todo el continente: la Federación Africana de Industrias del Cuero y Afines (AFLAI).

    La serie Meet in Africa se inauguró en Ciudad del Cabo, en 1998. Siguieron las reuniones de Casablanca (2000), Túnez (2002) y Addis Abeba (2004). Hoy, es un gran foro internacional que combina una feria comercial en la que participan compradores de todo el mundo con eventos tales como seminarios, reuniones de expertos, encuentros entre compradores y vendedores y visitas a fábricas. En este ámbito, las empresas y las instituciones debaten sobre las medidas a adoptar, y se forjan valiosas alianzas. La coordinación de cada evento reúne a asociaciones profesionales, instituciones de apoyo al comercio, servicios de aduana, transportistas, hoteles y diversos ministerios del país anfitrión.


    Meet in Africa está impulsando el comercio de cuero entre países africanos y con otros países del Sur. (Foto: SIC SA)

    Otro resultado importante es la mayor visibilidad pública y renombre del sector. Meet in Africa puso de manifiesto que las transacciones entre países africanos y con otros países del Sur son también importantes, además del comercio con compradores de los países occidentales. En el marco de 480 encuentros bilaterales entre 260 compradores y vendedores se suscribieron numerosos acuerdos. A la edición de 2002 asistieron 367 expositores de 38 países y 2.200 visitantes profesionales; más de 300 personas participaron en los seminarios y en el grupo de expertos. Se efectuaron transacciones por un valor estimado en US$ 10 millones.

    Las reuniones Meet in Africa han sido financiadas por el Centro Neerlandés de Fomento de las Importaciones de los Países en Desarrollo (CBI). La Sociedad Internacional del Cuero de Francia (SIC SA), uno de los principales organizadores de las ferias internacionales del cuero más importantes, ha sido un firme asociado de esta iniciativa, en la que está participando un número creciente de organizaciones internacionales y entidades del sector privado. ASSOMAC, la asociación italiana de fabricantes de maquinaria para la confección de productos de cuero, facilitó los encuentros periódicos de la AFLAI, patrocinó la preparación de estudios sectoriales y coordinó la participación de Italia en los eventos.

    Meet in Africa también actúa como catalizador de medidas colectivas. La AFLAI fue creada en 1998, por recomendación del CCI, para consolidar las alianzas y la cooperación. Las iniciativas de la AFLAI, única organización representativa del sector, han fortalecido las asociaciones nacionales y subregionales y promovido la creación de asociaciones subregionales, sobre todo en África occidental, central y septentrional. La AFLAI representa a 46 países a través de una red de asociaciones.

    "La formación de alianzas y la intensificación del diálogo entre todos los copartícipes del sector era y sigue siendo esencial. Se trata de una de las metas básicas de Meet in Africa", dice el Sr. Dadaglio. "Al aumentar el interés y la participación en este evento se han intensificado el diálogo, el intercambio de experiencias y la búsqueda de soluciones comunes."

    Los retos del futuro

    Para convertirse en un actor influyente a nivel mundial, los países africanos deberán superar muchos obstáculos, en particular comerciales, y diversas otras dificultades inherentes a las cadenas de abastecimiento, que se derivan de presiones internas pero también externas. El sector tiene una gran oportunidad, a condición de que pueda resolver el desequilibrio entre los recursos y la producción. Su mayor ventaja es la disponibilidad de cueros y pieles brutas, habida cuenta de que, según las previsiones, la demanda mundial de cuero rebasará la oferta en el curso de la próxima década.

    Realizar plenamente el potencial del sector requerirá mucho trabajo, como la modernización de la cadena de abastecimiento en los planos técnico y de gestión. Habrá que adoptar criterios de mercado y un sistema de compra basado en incentivos de valor. La producción de calzado y otros productos de cuero debería ajustarse a la demanda del mercado interno. Es esencial promover enlaces con la cadena de abastecimiento mundial, mediante mecanismos de subcontratación, asociaciones de cooperación y otras alianzas, y desarrollar capacidades locales de diseño, con miras a consolidar una imagen de marca "Hecho en África".



    Un recurso virtual

    Leatherline, portal desarrollado por el CCI, se inauguró en septiembre de 2003. Este recurso ofrece una información completa y adecuada a las necesidades del sector en el mundo, como directorios en línea que abarcan toda la cadena de abastecimiento, las noticias y las oportunidades comerciales más recientes, ferias comerciales, directrices técnicas, estudios de mercado, bibliografías y otros enlaces útiles. El portal atendió 280.000 consultas (12.000 visitas) en junio de 2004. Leatherline ha compilado información detallada sobre 2.000 empresas, y está verificando los datos de otras 12.000. El acceso es gratuito: http://www.intracen.org/leatherline



    Meet in Africa propicia nuevos acuerdos comerciales

    Meet in Africa está impulsando nuevas relaciones comerciales, en las que tienen una importancia creciente las transacciones Sur-Sur y entre países africanos. Sus logros son numerosos. Por ejemplo, la empresa Esperabe Peux Export de Chad suscribió un acuerdo de asociación con el líder mundial de los artículos de cuero exóticos, el grupo TCIM‑Roggwill, del que es accionista Hermès International. Otra empresa de Chad firmó un acuerdo con Meister and Company, de Marsella, para el suministro de 20.000 pieles de cabra.

    La curtiembre Tannery Ahmed A. Shahin and Sons, de Egipto, se asoció con Curtumes Iberia, a la que entregará toda su producción de cuero azul (curtido al cromo). Una empresa brasileña, MK Química, que antes había tratado infructuosamente de afianzar contactos en Africa, logró establecerse en los mercados de Túnez y Zimbabwe. MK desarrolló un programa de abastecimiento de productos químicos para curtiembres miembros de la Asociación de Industrias del Cuero de África Oriental y Meridional, que ayuda a los curtidores locales a obtener la certificación ISO de producción compatible con el medio ambiente.

    Un gran grupo curtidor de Marruecos que fabrica productos terminados suscribió acuerdos con tres nuevos clientes europeos, aumentando en 5% a 10% sus exportaciones anuales. Una empresa de curtiembre y fabricación de cortes (parte superior) para calzado concluyó acuerdos con cinco nuevos clientes, cuyos pedidos absorberán el próximo año el 30% de su producción mensual. Nalina Ltd. de Kenya, que confecciona bolsos de mano, carteras, portadocumentos, maletines, bolsos de viaje y bolsos de sisal hechos a mano para los bancos y hoteles locales, comenzó a exportar hacia Alemania, Italia, Suiza y Estados Unidos.


    Texto de Dianna Rienstra

    Organizaciones mencionadas en este artículo: