Exportaciones para un desarrollo sostenible

 
Países / Territorios

África en perspectiva

  • El mercado mundial del algodón -Panorama general

    En África, la producción de algodón creció de 1,3 millones de toneladas en 1990/91 hasta 1,8 millones de toneladas en 1997/98, pero en los años siguientes los bajos precios del algodón frenaron un mayor incremento de la producción africana, que en 2004/05 se elevó a 2 millones de toneladas, pero descendió a 1,6 millones de toneladas en 2006/07. Los países francófonos de África Occidental y Central produjeron 870.000 toneladas en 2006/07, lo que representa el 54% de la producción en aquel continente.

    La producción de algodón en el conjunto de África creció a una tasa del 3% anual entre 1994/95 y 2005/06, tras haber permanecido estable durante el decenio de 1980 y los primeros años noventa. El crecimiento de la producción africana coincidió con una devaluación del franco CFA. Sin embargo, la producción no ha crecido en todos los países. En África Septentrional apenas ha habido cambios desde 1994/95, cuando la producción alcanzó 380.000 toneladas, a diferencia de lo ocurrido en África francófona, donde la producción aumentó de 600.000 toneladas a 900.000 toneladas. La producción en África Meridional y Oriental pasó de 280.000 toneladas en 1994/95 a 460.000 toneladas en 2005/06.

    La expansión de la producción africana, sin embargo, se debió principalmente al aumento de la extensión de tierra destinada al cultivo del algodón, más que a un incremento de la productividad (véase la figura 1.6). Durante las primeras tres temporadas del decenio de 1980, la productividad media en toda África fue de 336 kilogramos de algodón por hectárea, un índice equivalente al 78% de la tasa de rendimiento mundial, que en aquel momento era de 433 kilogramos por hectárea. A comienzos de los años noventa, la productividad media africana ya había aumentado hasta situarse en 362 kilogramos, aunque equivalía apenas al 63% de la tasa de productividad mundial. Y durante las tres últimas temporadas, la producción media africana experimentó pocos cambios, situándose en 369 kilogramos por hectárea, es decir, apenas el 52% de la tasa mundial, que se situaba ya en los 705 kilogramos de algodón. Son varias las razones por las que la producción en África no ha crecido a la par que en el resto del mundo, razones entre las que se incluyen la falta de acceso a insumos, la debilidad de los sistemas de investigación y de expansión en muchos países y el hecho de que en África apenas se recurra al riego para el cultivo del algodón, mientras que más de la mitad de la producción mundial es de regadío.

    Fuente : CCIA

    El área que se destina en África al cultivo del algodón ha aumentado de la media trienal de 3,5 millones de hectáreas a comienzos del decenio de 1980, índice que representa el 10% del área de cultivo en todo el mundo, hasta una media de 4,9 millones de hectáreas, o lo que es lo mismo el 14% de la extensión mundial. El área destinada a este cultivo en África Oriental y Meridional se redujo de 1,9 millones de hectáreas a comienzos de los años ochenta a 1,1 millones de hectáreas, que fue la extensión destinada a este fin en la temporada de 1993/94, antes de volver a crecer hasta los 2 millones de hectáreas actuales. El área de cultivo del algodón en África Septentrional, que a comienzos del decenio de 1980 era de 880.000 hectáreas, se ha reducido a casi la mitad, que sigue siendo la extensión actual, mientras que el crecimiento de la producción en la región francófona ha sido espectacular; ha pasado de 670.000 hectáreas en los años ochenta a los 2,4 millones de hectáreas actuales. La devaluación del franco CFA en 1994 dio un fuerte impulso a la producción algodonera en África francófona.

    Las exportaciones africanas de algodón subieron desde las aproximadamente 600.000 toneladas a comienzos de los años ochenta hasta el volumen actual, estimado en 1,6 millones de toneladas (véase la figura 1.7). Las exportaciones procedentes de África Septentrional siguen una tendencia a la baja, y las previsiones para esta temporada no llegan a las 200.000 toneladas. Las exportaciones procedentes de África Meridional y Occidental continúan creciendo y esta temporada alcanzarán casi 400.000 toneladas, mientras que las previsiones para la región francófona se sitúan en casi 1 millón de toneladas. Burkina Faso es el mayor exportador de África, y en 2005/06 alcanzó las 300.000 toneladas; Malí ocupó el segundo lugar con 250.000 toneladas en 2005/06; y Benin, el Camerún y Egipto exportaron 100.000 toneladas o más. En total, de los 37 países africanos que son productores de algodón, 30 de ellos también exportan. Por otra parte, Egipto, Marruecos y Sudáfrica son los mayores importadores y en total importan cerca de 160.000 toneladas.

    Fuente : CCIA

    Como ocurre con los exportadores de todo el mundo, el mayor mercado para las exportaciones africanas de algodón durante 2005/06 fue China, el país de destino de entre una tercera parte y la mitad de todas las exportaciones africanas en las últimas temporadas. Otros mercados importantes para las exportaciones africanas son Indonesia, Bangladesh, Viet Nam, la Provincia China de Taiwán y Tailandia. También la India se ha convertido últimamente en un importador importante, especialmente de los finos algodones procedentes de Egipto.